¿CÓMO RECONOCER UNA SEÑAL HOMOLOGADA?

La señal de emergencia es un elemento de seguridad por lo que será muy importante que a la hora de adquirir una sepamos reconocer cuando el producto que nos ofrecen está certificado para su uso en nuestros vehículos.
Las señales deben de pasar las siguientes pruebas en un Laboratorio Homologado:

  • Irradiación: El sistema óptico estará diseñado de forma que la luz cubra un campo de visibilidad horizontal de 360 grados y en vertical un mínimo de +-8 grados hacia arriba y hacia abajo
  • Intensidad Luminosa: La intensidad debe de ser en el grado 0, entre 40 y 80 candelas efectivas, durante al menos 30 minutos. La intensidad en el grado +-8 deberá de ser superior a 25 candelas efectivas.
  • Grado de protección IP: al menos será IP54.
  • Estabilidad: El equipo estará diseñado para quedar estable sobre una superficie plana, no desplazándose frente a una corriente de aire que ejerza una presión dinámica de 180 Pa, en la dirección m´qs desfavorable para su estabilidad.
  • Frecuencia de destello: entre 0,8 y 2 Hz.
  • Se garantizará el funcionamiento de la luz a temperaturas de -10ºC y 50ºC.

Una vez superadas las pruebas el Laboratorio nos emitirá un certificado con una contraseña que deberá de grabarse en el dispositivo. Esta contraseña y el correspondiente certificado es lo que garantizará que la señal que adquieran ha superado con éxito todas las pruebas. Tenga en cuenta que una señal que no esté certificada quiere decir que no cumple con lo exigido por la DGT y por lo tanto puede suponer un peligro para los conductores